Bizcocho de Mármol: La Receta Perfecta

bizcocho mármol

¡Hola! Hoy os quiero compartir una de mis recetas favoritas: el bizcocho marmoleado. Es súper fácil, ¡así que sigue leyendo y aprenderás cómo hacer este delicioso pastel! Lo que me encanta de esta receta es que combina el sabor clásico de la vainilla con el chocolate en un solo pastel. Además, ese dibujo de mármol que se forma es simplemente impresionante. ¡Es como si estuvieras creando una obra de arte comestible!

Ingredientes bizcocho mármol

  • 3 huevos talla L
  • 200 g de harina
  • 200 g de azúcar
  • 30 g de cacao puro en polvo
  • 100 ml de aceite de oliva suave (también se puede sustituir por aceite de girasol)
  • 125 ml de leche
  • 1 cucharada de extracto de vainilla
  • 8 g de levadura química o polvos de hornear

Preparación bizcocho marmoleado

En un bol grande, batimos los huevos hasta que estén espumosos. Es importante que todos los ingredientes estén a temperatura ambiente para lograr una mezcla uniforme.

Añadimos el azúcar y la pasta o extracto de vainilla, y batimos a velocidad media hasta que la mezcla blanquee y duplique su volumen.

Luego, incorporamos el aceite de oliva suave o de girasol, continuando con el batido hasta que todo esté bien integrado. Agregamos la leche y batimos nuevamente para incorporarla a la mezcla.

En otro recipiente, mezclamos la harina con la levadura química o polvo de hornear, asegurándonos de que estén bien combinados. Tamizamos la mezcla de harina y levadura a través de un colador de malla fina sobre la masa líquida para evitar grumos, y luego la incorporamos con movimientos suaves y envolventes utilizando unas varillas de mano.

Una vez que la mezcla esté uniforme, la dividimos en dos partes iguales. A una de las partes, añadimos la harina que habíamos apartado anteriormente, mientras que a la otra parte le incorporamos el cacao puro en polvo. Mezclamos bien en cada caso para asegurarnos de que los ingredientes se integren por completo.

Preparamos un molde, preferiblemente de 20 centímetros de diámetro, engrasándolo y colocando papel vegetal en la base para facilitar el desmolde posterior.Vertemos cucharones alternados de masa de vainilla y masa de chocolate en el molde. Con un palito, creamos ondas en la masa para lograr un efecto de vetas de mármol, lo que dará un aspecto hermoso al bizcocho una vez horneado.

Llevamos el molde al horno precalentado a 180 grados centígrados con calor superior e inferior y horneamos durante aproximadamente 45 minutos. Al sacarlo del horno, dejamos reposar el bizcocho en una rejilla durante unos 10 minutos antes de desmoldarlo para evitar que se rompa. Una vez que haya enfriado completamente sobre la rejilla, estará listo para disfrutar.

Más recetas de cocina fáciles

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *