tarta de queso ricota
RECETAS DULCES Tartas

TARTA DE QUESO RICOTA ¡¡Muy fácil!!

La Tarta de Queso Ricota es una de mis favoritas y si la pruebas seguro que se convierte en una de las tuyas. Es una tarta muy rica, delicada y suave, el interior cremoso contrasta muy bien con el crujiente de la galleta y es todo un espectáculo.

Te recomiendo probar también esta deliciosa Tarta de Queso al horno receta Tradicional y la famosa y riquísima Tarta de Queso estilo La Viña.

Si te ha gustado ver la receta en vídeo en mi canal de YouTube puedes ver muchas más.

Ingredientes tarta de queso ricota

  • 300 gr de queso ricotta
  • 150 gr de azúcar
  • 20 gr de maicena
  • ralladura de medio limón
  • 200 gr de galletas maría hojaldradas
  • 100 gr de mantequilla sin sal
  • 2 huevos

Preparación tarta de queso ricota

En primer lugar, trituramos las galletas en la picadora o si quieres también lo puedes hacer metiendo las galletas en una bolsita y machacandolas con un rodillo.

Luego, volcamos las galletas trituradas en un bol y le agregamos la mantequilla previamente derretida. Mezclamos hasta que todas las galletas estén bien impregnadas de mantequilla y una vez que consigamos una mezcla que al apretarla se quede un poco compacta ya estará lista.

A continuación, en un molde (ver en Amazon) ponemos las galletas trituradas dentro y presionamos bien con una espátula o una cuchara para que quede una capa compacta que cubra toda la base y las paredes del molde. Una vez de listo lo reservamos para más adelante.

Por otro lado, en un bol ponemos los huevos y los batimos un poco. Después le añadimos el azúcar y continuamos batiendo para que se integre con los huevos.

Luego, le agregamos también la ralladura de limón y mezclamos. Incorporamos el queso ricota en la mezcla, lo hacemos con una paleta para no meterle aire y mezclamos hasta conseguir integrarlo por completo.

Por último le ponemos la maicena y mezclamos hasta que quede una mezcla líquida y homogénea si es necesario te puedes ayudar de unas varillas.

Una vez lista nuestra mezcla, la vertemos sobre la base de galletas que habíamos preparado anteriormente y lo llevamos al horno precalentado a 160 grados centígrados. La horneamos a esa misma temperatura durante unos 45 minutos. Cuando ya esté horneada apagamos el horno y la dejamos dentro con la puerta entreabierta un par de horas. Una vez templada la tapamos y la dejamos reposar en la nevera mínimo 6 horas o mejor hasta el día siguiente.

Pasado el tiempo ya estará lista para servir pero si quieres le puedes dar un toque decorándola con fruta o con alguna mermelada que te guste.

Más recetas de cocina fáciles

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Sígueme!